Con beneficios de 449,5 millones de euros, Banesto ha consolidado un crecimiento de 15,1% en lo que va del año, por encima de las expectativas de los analistas y ceñido a los márgenes programados antes del inicio de la actual crisis.

Ana Patricia Botín, Presidenta de Banesto, consideró que la enorme“disciplina de costes del grupo” ha sido fundamental para consolidar este crecimiento. Banesto cerró 11 oficinas en el ultimo año y despidió a cerca de 400 trabajadores.

Banesto prevee un crecimiento de la morosidad del 2% hacia el final del año, por encima del 1,6% que se ha fijado como taza de crecimiento para la economía española. Sin embargo, considera que el mayor endeudamiento no procede de las familias, sino de la empresas, y hacia estas últimas dirigirá sus esfuerzos y políticas de financiación. La mora en empresas sigue siendo muy baja (0,37%) en comparación del incremento que ha tenido en el crédito para el consumo (2,4%).

Banesto, a diferencia del grueso de la banca, disfruta de una gran liquidez (4.000 millones de euros) gracias a la que contempla un crecimiento cercano al 5% para el segundo semestre de este revuelto 2008.