Tasas de interés: ¿Qué es, cómo funciona?

La tarifa del préstamo es la suma que cobra un banco por la utilización de ventajas comunicadas como un nivel. La tarifa del préstamo normalmente se indica en una premisa anual conocida como tasa anual (APR). Las ventajas obtenidas podrían incorporar dinero, productos para compradores o grandes recursos, por ejemplo, un vehículo o edificio.

Costos de financiamiento

El costo de financiamiento es la suma que un especialista en préstamos le cobra a un prestatario por el uso de las ventajas.

La mayoría de los préstamos hipotecarios utilizan intriga básica. Sea como fuere, algunos avances utilizan dividendos que se multiplican por sí mismos, que se aplican a la cabeza, pero además del interés agregado de períodos pasados.

Un crédito que el banco considera generalmente seguro tendrá una tarifa de préstamo más baja. Un anticipo que se considera de alto riesgo tendrá un costo de préstamo más alto.

Los créditos de los compradores suelen utilizar un APR, que no utiliza la acumulación progresiva.

El APR es el costo de financiamiento que se obtiene en un banco o asociación de crédito de una cuenta de inversión o testamento de la tienda (CD). Las cuentas bancarias y los CD utilizan la prima agravada.

Comprender las tasas de interés

La intriga es básicamente un cargo de alquiler al prestatario por la utilización de un beneficio. Debido a un gran recurso, por ejemplo, un vehículo o un edificio, la tasa de alquiler se puede completar como la tarifa del préstamo. En el momento en que el prestamista considera que el prestatario es generalmente seguro, generalmente se le cobrará una tarifa de préstamo más baja.

En el caso de que el prestatario sea visto como de alto riesgo, el costo de financiamiento que se le cobrará será mayor. Normalmente, se analiza el peligro cuando un banco analiza la calificación FICO de un prestatario potencial, razón por la cual es imperativo tener una calificación fantástica en caso de que necesite ajustarse a la factura para obtener los mejores créditos.

Para los anticipos, el costo de financiamiento se aplica a la cabeza, que es la medida del anticipo. El costo de financiamiento es el gasto de obligación para el prestatario y el ritmo de retorno para el especialista en préstamos.

¿Cuándo se aplican las tasas de interés?

Las tarifas de préstamo se aplican a la mayoría de los préstamos o intercambios. Las personas adquieren efectivo para comprar casas, subsidiar actividades, despachar o almacenar organizaciones, o pagar el costo educativo de la escuela.

Las organizaciones toman créditos para apoyar empresas de capital, invertir en los futuros bolsa en los mercados de futuros y ampliar sus tareas comprando recursos fijos y de largo alcance, por ejemplo, terrenos, estructuras y aparatos. El efectivo adquirido se reembolsa en una cantidad singular en una fecha predeterminada o en porciones ocasionales.

El efectivo a reembolsar suele ser mayor que la suma adquirida, ya que los prestamistas requieren una remuneración por la pérdida de la utilización del efectivo durante el período de crédito.

El prestamista podría haber contribuido con los activos durante ese período en lugar de otorgar un crédito, lo que habría creado un salario a partir de la ventaja. El contraste entre el total de reembolso completo y el primer crédito es la intriga cobrada. La intriga cargada se aplica a la suma principal.

Por ejemplo, si una persona saca un contrato de $300.000 del banco y la comprensión crediticia específica que el costo de financiamiento del anticipo es del 15%, esto implica que el prestatario debe pagar al banco la primera medida anticipada de $300.000 + (15% x $300.000 ) = $300.000 + $45.000 = $345.000.

En el caso de que una organización se asegure de obtener un crédito de $1.5 millones de una fundación que le cobra el 12%, la organización debe reembolsar a la cabeza $1.5 millones + (12% x $1.5 millones) = $1.5 millones + $180,000 = $1.68 millones.

Tasa de interés directa

La persona que obtuvo un préstamo hipotecario debe pagar $45.000 en interés hacia el final del año, esperando que solo sea un año de préstamo. En el caso de que el plazo del crédito fuera largo, la cuota de intriga será. Una tarifa de préstamo anual del 15% se convierte en una cuota de intriga anual de $45.000. Después de 20 años, el prestamista habría ganado $45.000 x 20 años = $900.000 en cuotas premium, lo que aclara cómo los bancos aportan su efectivo.

Tasa de dividendos acumulados

Algunos especialistas en préstamos se inclinan por la técnica de acumulación de fondos, lo que implica que el prestatario paga considerablemente más en intriga. La acumulación de fondos, también llamada interés por la intriga, se aplica a la cabeza, pero además del interés acumulado de períodos anteriores.

El banco acepta que hacia el final del año primario el prestatario debe la cabeza además del interés por ese año. Además, el banco acepta que hacia el final del año siguiente, el prestatario debe la cabeza además del interés por el año principal y el interés por el año primario.

La intriga debida cuando se exacerba es mayor que la intriga debida utilizando la estrategia de intriga directa. La intriga se cobra mes a mes sobre el jefe, incluido el interés acumulado de los meses anteriores.

Para períodos de tiempo más cortos, el recuento de intrigas será comparativo para las dos técnicas. A medida que aumenta el tiempo de préstamo, sea como sea, se desarrolla la diferencia entre los dos tipos de recuentos de intrigas.

Las mujeres son más fieles a su banco que los hombres

Son muchos los clientes que tienen queja de su entidad bancaria, ya sea porque les cobran demasiadas comisiones, por la atención al cliente, por la excasa rentabilidad de sus productos o, simplemente, por la falta de transparencia. Pero, ¿cuántos están dispuestos a migrarse de banco?

Tal y como apunta un estudio del comparador financiero HelpMyCash.com elaborado el pasado mes de julio en el que participaron más de 1.150 usuarios de banca de toda España, el 55% de los clientes bancarios no descarta ser infiel a su banco en los próximos tres meses, mientras que solo un 45% asegura que no contempla la idea de cambiar de entidad.

La infidelidad es mayor entre los hombres. Del total de las mujeres encuestadas, el 48% no traicionaría a su entidad actual, mientras que entre los hombres la cifra se reduce al 44%. La diferencia es ligeramente menor que en 2018, cuando el 50% de las mujeres y el 43% de los hombres aseguraban no estar dispuestos a trasladar sus cuentas a un nuevo banco. Muchos clientes conformistas desconocen que cambiar de banco es un trámite sencillo que puede traerles muchas ventajas, aseguran desde el comparador.

Rentabilidad y comisiones, los motivos clave

Tanto hombres como mujeres lo tienen claro: los motivos principales por los cuales serían infieles a su entidad bancaria son conseguir más rentabilidad (el 46,8% de los encuestados escoge esta opción) y pagar menos comisiones (41,5%). Otras razones que llevarían a los clientes a mudarse de entidad son conseguir un regalo (18,5%) o castigar a su banco por su comportamiento durante la crisis sanitaria causada por la pandemia del coronavirus (6,6%).

Estos motivos coinciden justamente con los aspectos que los encuestados consideran que su banco debería mejorar. El 44,5% de los usuarios que participaron en el estudio de HelpMyCash opina que su banco debería dejar de cobrar comisiones tan elevadas, algo que no sorprende tras la subida de costes y el endurecimiento de las condiciones de las cuentas bancarias que la banca española comunicó en bloque a finales de 2019 y las nuevas políticas comerciales que ha ido aplicando durante lo que llevamos de 2020.

Las comisiones bancarias pueden llegar a acarrear costes máximos de hasta 240 euros anuales solo por el mantenimiento de una cuenta corriente si no se cumple ninguna condición, a lo que hay que sumar el precio de cada transferencia emitida o el de las tarjetas contratadas, entre otros gastos.

Por otro lado, el 43,6% considera que su banco debería aumentar la rentabilidad de sus productos de ahorro. De hecho, los depósitos han sido los productos que han obtenido una peor valoración en la encuesta de satisfacción de HelpMyCash, sumando un total de 2,9 sobre cinco puntos.

Lo cierto es que el hecho de que la rentabilidad de los productos de ahorro no haya dejado de caer no ha ayudado en absoluto. Entre mayo de 2010 y mayo de 2020, el interés de los depósitos se ha visto reducido en un 98%, según datos del Banco de España.

Los que buscan, encuentran

Evadir costes o conseguir rentabilidad son los motivos principales que llevarían a los clientes a trasladarse a otra entidad bancaria y, por suerte, no es algo demasiado difícil de conseguir en el mercado bancario actual.

Aquellos que busquen una cuenta sin comisiones pueden encontrarla con facilidad entre la oferta de cuentas online. Tanto los bancos tradicionales como los bancos 100% digitales comercializan cuentas gratuitas y sin demasiados requisitos, aunque generalmente se trata de cuentas pensadas para clientes que operan a través de Internet o de su teléfono móvil. BBVA, ING, Banco Santander, Openbank, Bankia, Imagin y otras muchas entidades ofrecen cuentas sin comisiones, tan solo es cuestión de buscar e informarse, explican desde el comparador.

Lo mismo ocurre si se busca más rentabilidad. Conseguir más por los ahorros guardados en el banco no es tan complicado si nos fijamos en alternativas externas a nuestro banco de toda la vida. Aunque hoy en día el tipo de interés de los productos de ahorro es muy inferior al que podíamos encontrar hace unos años, podemos contratar cuentas remuneradas que alcanzan el 5% TAE en la banca española o depósitos con hasta un 1,41% TAE en la extranjera. La clave es no conformarse y apostar por las opciones más convenientes para nuestras finanzas personales.

Blockchain, lo que necesita el sector alimenticio para generar más confianza

Son cada vez más las empresas que, con el fin de reforzar la imagen de transparencia, implementan la tecnología blockchain tanto en sus servicios B2B, como en sus servicios B2C. Calconut, una empresas dedicada al sector de los frutos secos, ha sido pionera en adaptar esta tecnología en el sector alimenticio. De este modo, anima a más empresas de su sector a incorporar este tipo de avances.

A partir de ahora, con el uso del blockchain, los clientes de Calconut podrán comprobar el origen de cada producto, así como la cadena de suministro, además de tener acceso a datos sobre trazabilidad durante todo el proceso, que aportan confianza, seguridad, y son de gran relevancia para el consumidor.

La tecnología que evita el fraude alimentario

El blockchain permite ahorrar tiempo y costes en la realización de transacciones y refuerza la cadena agroalimentaria a través de un mayor control en un campo en el que participan múltiples agentes. A través de esta tecnología, se obliga a los proveedores a documentar la información de sus productos, reduciendo así el riesgo de manipulación y posibles fraudes, lo que hace que las operaciones sean más transparentes.

Este mecanismo también ayuda a limitar el desperdicio de alimentos y aporta al consumidor datos adicionales como la posibilidad de saber si los productos se han elaborado de forma ética y responsable.

Un estudio realizado por el instituto Food Marketing Institute & Label Insight en 2018 demostró que una información más detallada a la recogida en las etiquetas afecta en la decisión de compra, ya que el 75 % de los compradores se decantarían por un producto con más datos de sus ingredientes, aunque esto incrementase su precio.

Información accesible para los consumidores

La plataforma blockchain se ha desarrollado junto con la startup Vottun por su especialización en esta tecnología y por su experiencia en el sector agroalimentario. Para Calconut, la plataforma de Vottun, que facilita la forma en que las empresas utilizan la trazabilidad de datos, tiene la ventaja de estar diseñada para facilitar el desarrollo de aplicaciones blockchain en diferentes procesos industriales para que las empresas puedan ser más competitivas dando una mayor transparencia y seguridad en sus productos.

Para acceder a esta información, el cliente únicamente tiene que escanear con cualquier tipo de dispositivo móvil el código QR que aparece en el envase del producto y la plataforma hará el resto. Estos datos, al igual que todos los que se publican en el blockchain son inmutables, de modo que no pueden falsificarse, lo que representa un gran avance para diferenciar los productos de garantía de Calconut de aquellos de orígenes inciertos. Además, se incluirá un vídeo donde se puede ver el procedo de procesado, elaboración y envasado del producto en cuestión.

Para Juan Luis Peregrín Díaz, CEO de Calconut: «Una vez más, Calconut se posiciona como líder del sector en innovación. Nuestra preocupación por ofrecer siempre los mejores productos y servicios a nuestros clientes, nos hace buscar continuamente la forma de optimizar cada proceso de nuestra actividad. Implementando la tecnología blockchain, damos un paso más en este sentido, luchando, además, contra el fraude y mejorando la trazabilidad de nuestros productos. Con ello, demostramos nuevamente nuestro compromiso con la transparencia y la innovación». 

Por su parte, Luis Carbajo, CEO de Vottun, ha afirmado: «Este tipo de proyectos suponen la base para un sector agroalimentario más transparente, seguro, de mayor calidad y que hará mucho más competitivas a las empresas que lo merezcan. Para Vottun, es un placer ser el puente entre las dos partes».

Política de empleo para jóvenes del SEPE, ¿en qué consiste?

Desde hace tiempo, la población juvenil viene estando muy afectada a nivel laboral. La llevada del Covid-19 ha empeorado aún más la situación, teniendo muy complicado el acceso a un puesto de trabajo. Para paliar esta situación, desde el Gobierno de España han adoptado una serie de medidas que ayuden a reducir los datos tan malos que afectan a este colectivo. Según los datos extraídos del SEPE, el paro juvenil se ha incrementado en 720.000 personas, reduciéndose también el número de contrataciones.

Veamos a continuación cuales son estas medidas que se han adoptado.

Formar a las personas jóvenes que estén desempleadas y sin título de la ESO

Se centrarán en competencias clave como lengua o matemáticas. Actualmente hay aproximadamente 300.000 jóvenes que no tienen la E.S.O. en España. Con esta formación se prevé que la incorporación laboral de esta parte de la población será mucho más sencilla.

Impartir formación en idiomas, turismo enfocado a la “nueva normalidad”

Competencias digitales y sectores estratégicos, tales como las energías renovables, sector que ahora mismo está creando empleo y aumentando la contratación.

Dotar al SEPE de orientadores profesionales a nivel nacional

Con esto se busca ofrecer asesoramiento al trabajador a lo largo de toda su vida laboral.

Lanzaderas de empleo

Proyectos desarrollados a través de un entrenador profesional. Mejoran las tácticas de autopostulación a favor de la contratación a terceros o uniendo a las personas que están en la misma situación de desempleo para poder crear varias empresas y autoempleo.

Revisar los contratos de formación y de aprendizaje

Los aprendices deben tener la posibilidad real, de que al tiempo de estar trabajando, puedan incorporarse y establecer una relación seria y estable de trabajo. Se concretarán los modelos de contratación para sustituir al actual.

Programa de retorno del talento y de apoyo a la movilidad

Subvenciones y programas para potenciar o asesorar la vuelta de aquellos jóvenes que han estado trabajando fuera y quieran volver al país.

EURES

Programa encargado de potenciar la movilidad laboral entre los distintos países de la Unión Europea. En 2019 170.000 trabajadores contactaron con empresas de la UE gracias a este programa.

Empleo para emprendedores

Los jóvenes que contemplen una idea de negocio madurada y estudiada, que hayan estado trabajando y que en un momento dado se planteen montar un negocio, podrán contar con la capitalización de la prestación por desempleo.

“Digitalízate”

Programa de formación digital-tecnológico, proporcionado por distintas empresas multinacionales de renombre, con el objeto de mejorar las competencias de los profesionales potenciales y con posibilidad de contratación en las mismas.

Puesta en marcha de la garantía juvenil

La comisión europea pone en marcha el “apoyo al empleo juvenil”, un puente hacia el empleo para la próxima generación. Refuerza y flexibiliza todo lo relacionado con este concepto aparte de incorporar otras medidas para garantizar la ubicación laboral de los individuos jóvenes del país.

¿Qué es la política de empleo para personas jóvenes del SEPE?

El portal de empleo Jobatus ha llevado a cabo un estudio en el que analiza la tan famosa política de empleo para personas jóvenes del SEPE. En este artículo desgranaremos cuáles son las medidas implantadas y las mejoras derivadas de la pandemia del coronavirus con el fin de combatir el empleo precario en este grupo de la sociedad.

La población juvenil, antes del coronavirus, era una parte de la población ya afectada a nivel laboral por la recesión existente en el país. Con la llegada de la pandemia, este grupo de la sociedad se ha visto afectado a nivel profesional de forma contundente y posee un alto riesgo de acceder al mercado laboral.

Los jóvenes, según Gerardo Gutierrez, director general del SEPE, es el capital humano más valioso que posee una sociedad y su motor de cambio presente y futuro. Son los que sufren los altibajos propios de las etapas económicas que atraviesa un país y sobretodo, quienes asumen las consecuencias de los cambios existentes en el mercado laboral.

El contexto social y profesional en el que actualmente nos encontramos, ha sufrido cambios sociales y tecnológicos que ocasionan una progresiva desregularización respecto a la incorporación al mercado laboral y la definición de los cimientos de las carreras profesionales. En la fase pos-Covid-19, estos cambios tecnológicos que tanto han favorecido a la comunicación, podrían otorgar irrelevancia al factor humano y poner en riesgo la seguridad laboral de las personas trabajadoras o de los jóvenes.

A causa de lo anterior, Gutierrez insiste en que es de vital importancia darle valor al factor humano y a las oportunidades laborales que ofrecen las empresas. Deben ser estables y suficientes para que cualquier trabajador pueda adquirir competencias profesionales y consolidar una mejora profesional. El modelo laboral debe estar basado en integrar a los individuos jóvenes al mercado laboral y debe hacerse de una forma correcta y obviando todo tipo de contrato que no consolide una carrera profesional. Del mismo modo, es de suma importancia vincular todo lo relacionado con el empleo a la calidad y así evitar, que los jóvenes, que son el futuro del país, experimenten trastornos laborales.

Según los datos extraídos por el SEPE, a nivel nacional y en el año 2019, el paro registrado en menores de 30 años descendió en 495.000 jóvenes. Actualmente el paro juvenil se ha incrementado en 720.000. La contratación a nivel nacional también ha disminuido considerablemente. En julio de 2019 se registraron 465.000 contratos y actualmente, según últimos datos disponibles, hay registrados 157.000.

La tasa de actividad ha descendido de un 39% a un 34%, y la tasa de paro en menores de 25 años se sitúa en un 32.9%, casi un 2% más que en 2019.

En objeto de tomar medidas y responder a esta necesidad laboral, el Gobierno de España lanzó en 2019 el “plan de choque juvenil” para garantizar el empleo en los jóvenes. En su momento se determinó su validez hasta 2021, pero según el Director del SEPE, seguramente se prorrogará debido a precariedad laboral existente en los jóvenes.

Las metas establecidas del “plan de choque juvenil” contemplan a nivel general: reducir el paro juvenil, incrementar la tasa de actividad, reducir la brecha de género en el paro registrado, un 20% superior en las mujeres, e incrementar el número de contrataciones indefinidas en trabajadores juveniles para asegurar un empleo de calidad.

Las principales medidas específicas establecidas por el Gobierno de España son

1-. Formar a las personas jóvenes que estén inscritas como desempleadas y que no dispongan del título de la E.S.O. en competencias clave como lengua o matemáticas. Actualmente hay aproximadamente 300.000 jóvenes que no tienen la E.S.O. en España. Con esta formación se prevé que la incorporación laboral de esta parte de la población será mucho más sencilla.

2-. Impartir formación en idiomas, turismo enfocado a la “nueva normalidad”, competencias digitales y sectores estratégicos, tales como las energías renovables, sector que ahora mismo está creando empleo y aumentando la contratación.

3-. Dotar al SEPE de orientadores profesionales a nivel nacional para ofrecer asesoramiento al trabajador a lo largo de toda su vida laboral.

4-. Lanzaderas de empleo. Proyectos desarrollados a través de un entrenador profesional. Mejoran las tácticas de autopostulación a favor de la contratación a terceros o uniendo a las personas que están en la misma situación de desempleo para poder crear varias empresas y autoempleo.

5-. Revisar los contratos de formación y de aprendizaje. Los aprendices deben tener la posibilidad real, de que al tiempo de estar trabajando, puedan incorporarse y establecer una relación seria y estable de trabajo. Se concretarán los modelos de contratación para sustituir al actual.

6-. Programa de retorno del talento y de apoyo a la movilidad. Subvenciones y programas para potenciar o asesorar la vuelta de aquellos jóvenes que han estado trabajando fuera y quieran volver al país.

7-. EURES. Programa encargado de potenciar la movilidad laboral entre los distintos países de la Unión Europea. En 2019 170.000 trabajadores contactaron con empresas de la UE gracias a este programa.

8-. Empleo para emprendedores. Los jóvenes que contemplen una idea de negocio madurada y estudiada, que hayan estado trabajando y que en un momento dado se planteen montar un negocio, podrán contar con la capitalización de la prestación por desempleo.

9-. “Digitalízate”. Programa de formación digital-tecnológico, proporcionado por distintas empresas multinacionales de renombre, con el objeto de mejorar las competencias de los profesionales potenciales y con posibilidad de contratación en las mismas.

10-. Puesta en marcha de la garantía juvenil. La comisión europea pone en marcha el “apoyo al empleo juvenil”, un puente hacia el empleo para la próxima generación. Refuerza y flexibiliza todo lo relacionado con este concepto aparte de incorporar otras medidas para garantizar la ubicación laboral de los individuos jóvenes del país.

El precio de la vivienda ha subido este pasado julio un 0,4%

Fuente: CPinoB

Parece ser que este pasado julio, según los datos proporcionados por el portal hogaria.net, el precio de la vivienda usada ha subido un 0,4% si los comparamos con el mes anterior. Aún así, la tasa interanual sigue en valores negativos, concretamente en un -1,1%. Han sido 38 las provincias en las que el precio de la vivienda ha crecido respecto al mes de junio.

En el informe de este mes destacamos un ligero rebote en el precio de la vivienda de segunda mano a nivel nacional de un 0,4% tras el descenso del 3% del trimestre pasado. El precio sube en la mayoría de las provincias, sin embargo, en los grandes mercados como Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia, etc. El precio retrocede y también lo hace en la costa Mediterránea.

También se observa una ligera subida del precio de la vivienda usada en venta durante el mes de Julio con respecto a Julio. Se sitúa el precio medio del metro cuadrado de la vivienda usada en venta en 1.692 Euros frente a los 1.685 Euros que terminó Junio.

Ranking de las provincias más caras/baratas para comprar vivienda en el mes de Julio

Islas Baleares (3.224€/m2), Barcelona (3.069€/m2) y Guipúzcoa (2.997€/m2) son las provincias donde es mas caro adquirir una vivienda de segunda mano, les sigue Vizcaya (2.990€/m2) y Madrid (2.736€/m2). Por el contrario, Ciudad Real (1.116€/m2), León (1.117€/m2), Badajoz (1.132€/m2), Palencia (1.164€/m2) y Cáceres (1.207€/m2) son las provincias donde el precio por metro cuadrado es más barato.

Provincias y capitales que más han bajado/subido de precio durante el mes de Julio

Las provincias Españolas en las que más descendió el precio de la vivienda durante el mes de Julio fueron: Sta. Cruz de Tenerife (-1,2%), Málaga (-1,1%), Teruel (-0,8%), Islas Baleares (-0,8%) y Badajoz (-0,6%). Por el contrario, las provincias que más subieron de precio fueron: Burgos (1,6%), Toledo (1,5%), Cáceres (1,4%), Navarra (1,3% y Huelva (1,3%).

Las capitales de provincia que más bajaron de precio durante el mes de Julio: Palma de Mallorca (-1,2%), Badajoz (-1,2%), Valencia (-1,1%), Sevilla (-1%) y Barcelona (-0,9%). Por el contrario las capitales que más subieron de precio fueron: Sta. Cruz de Tenerife (0,9%), Cádiz (0,6%), A Coruña (0,5%), Bilbao (0,3%) y Málaga (0,2%)

¿Qué ha sucedido en las grandes Capitales durante el mes de Julio?

Analizando los precios del mes de Julio en Madrid y Barcelona Capital, las 2 capitales bajan de precio, Madrid lo hace un 0,5% y Barcelona un 0,9%. Se Sitúa el precio medio por metro cuadrado en 3.672 Euros en Madrid y 3.619 Euros en Barcelona. Examinando por Distrito, en Madrid destacan: Salamanca, Chamartín, Chamberí y Retiro con un precio medio por metro cuadrado de 5.202 Euros y en Barcelona: Eixample, Les Corts, Sarrià-Sant Gervasi y Ciutat Vella con un precio medio del metro cuadrado de 5.070 Euros.

En dos de las capitales más importantes a nivel nacional como Sevilla (2.446 €/m2) y Valencia (2.248 €/m2). Las dos capitales bajan de precio durante el mes de Julio, un 1% Sevilla y un 1,1% Valencia. Los distritos de Nervión, Los Remedios y Casco Antiguo son los más caros de Sevilla con un precio medio de 3.598 €/m2 y en Valencia, Ciutat Vella, L’ Example y El Pla del Real con un precio medio de 3.520 €/m2.

La disolución y constitución de empresas siguió en caída libre este pasado julio

La economía española sigue resintiéndose debido a la crisis producida por el coronavirus. Esto se ve reflejado, sin ir más lejos, en las constituciones y disoluciones de empresas. Según un informe publicado recientemente por Iberinform, en julio de 2020 se registraron un tota de 7.136 constituciones de empresas y alrededor de 2.200 disoluciones. Comparado con ese mismo mes, pero del año anterior, podemos ver una disminución del 8% en las disoluciones y del 6% en la creación de empresas.

En el conjunto del año las disoluciones muestran una disminución de un 20%. Madrid (25% del total de casos) y Cataluña (otro 22%) son las Comunidades Autónomas donde más disoluciones se declaran. Les siguen Andalucía (11%) y Comunidad Valenciana (10%). Por sectores, predominan las disoluciones de compañías dedicadas a Servicios (45% del total), seguidas por empresas de Construcción (20%) e Industria (8%).

Respecto a las empresas creadas, en el conjunto del año se registra una reducción del 26%. El número más significativo de constituciones se registró en Madrid (23% del total de casos), seguida de Cataluña (19%) y Andalucía (17%). Respecto al sector de actividad de las empresas constituidas, Servicios supone el 52% del total seguido de Construcción (24%) e Industria (6%).

¿En qué sectores hay menos ofertas de empleo debido a la COVID-19?

Según un estudio realizado recientemente por un portal de empleo llamado jobatus, el número de ofertas de empleo publicadas ha caído en picado, sobre todo en ciertos sectores. Si comparamos dicho dato con respecto al mismo mes de 2018 y 2019, las cifras pueden llegar a asustar. Esto puede explicarse debido a la crisis generada por la pandemia del coronavirus, la cual ha afectado a nuestro país de forma drástica.

Con la llegada del coronavirus a nuestro país y la declaración del Estado de Alarma a mediados de marzo de este año, algunos profesionales comenzaron a ser altamente demandados por el contexto socio-sanitario en el que se encontraba el país.

En el sector de la sanidad, logística, limpieza y desinfección, comercio electrónico y alimentación, creció la demanda de profesionales a nivel exponencial dejando al resto de trabajadores marginados por la situación crítica que estaba experimentando el resto de sectores.

En el mes de marzo, el número de afiliados a la seguridad social descendió en 841 mil personas, dejando un número total de afiliados de 19.006.760. Los sectores más perjudicados fueron el comercio, la construcción, actividades administrativas y servicios auxiliares y la hostelería. La contratación indefinida y temporal se hundió y el paro aumentó en 302 mil personas.

Durante el mes de junio la tasa de paro se situó en un 14,3% y el número de desempleados aumentó en más de 5.000 personas. El número total de parados registrados subió a 3.862.883, lo que supuso un incremento del 0.13% respecto al mes anterior.

A día de hoy y a causa del COVID-19, se han generado cambios favorecedores en el contexto laboral de nuestro país. La potenciación del teletrabajo ha disparado la demanda de ciertos profesionales con experiencia en trabajo en remoto y ha posibilitado la continuidad laboral de miles de trabajadores evitando un despido generalizado.

A pesar de esta aportación, para muchos positiva, existen ciertos profesionales que están experimentando una gran dificultad de inserción en el mercado laboral. Su porcentaje de demanda ha caído en picado e indica la necesidad de que estos se reinventen a nivel laboral para poder conseguir un puesto de trabajo.

¿En qué sectores ha caído la demanda de profesionales?

Turismo

El sector turístico cerró el año pasado con 2,8 millones de trabajadores y representando más del 14% del PIB español. A causa de la pandemia del coronavirus y aunque nuestro Gobierno haya llevado a cabo numerosas medidas de subsanación, el pronóstico de este sector no puede ser más desolador y eso se refleja en el movimiento de contratación del mismo.

En base a la reducción de la actividad laboral por el gran descenso de demanda de servicios turísticos a nivel internacional y nacional, el sector experimenta una caída de demanda de profesionales de un 84%, respecto al mismo mes de 2018 y 2019.

En consonancia con el resto de sectores, el turismo es uno de los grandes afectados por la crisis del coronavirus, al cual le costará mucho recuperarse.

El descenso de ofertas publicadas se refiere a distintos profesionales pertenecientes a este gremio tales como agentes de viajes, comerciales de turismo, administración y recepción de hoteles, guías turísticos y camareros de pisos.

Retail

El comercio retail, es el segundo sector en el que más han caído las publicaciones de ofertas de empleo respecto a los años anteriores, un 81%.

En fechas previas a la pandemia del coronavirus, ya era un gremio que sufría serias dificultades. La tendencia al alza de los consumidores de efectuar sus compras a través de las plataformas de comercio electrónico no ha ayudado al sector.

La crisis del COVID-19 únicamente ha apresurado su decaimiento. Se prevé que muchos de estos negocios no sobrevivirán a la enorme recesión pronosticada en el país a no ser que inviertan en digitalización.

Los trabajadores más afectados por esta situación son los gestores retail, vendedores, jefes o encargados de tienda y directores comerciales.

Inmobiliario

Las repercusiones de la pandemia podrían ocasionar que hasta dentro de 3 o 4 años el sector inmobiliario no consiga alcanzar la demanda que tenía en fechas previas al coronavirus.

Según hemos concluído, los pilares del mercado inmobiliario son el sector retail, las residencias, los alojamientos turísticos y las oficinas. Con una recesión prevista de mayor impacto que la que había ya en el país, algunos de estos inmuebles podrían tardar más en demandarse que otros.

Por otra parte, con el paso del COVID-19, las tendencias de búsqueda de los inquilinos se han modificado. Una vez concluida la desescalada, la demanda de viviendas sitas a las afueras de la ciudad, con espacio exterior disponible, ha crecido cuantiosamente, cosa que afectará al precio del alquiler y por tanto a la oferta y a la demanda.

Asimismo, se estima que el precio de la vivienda caerá durante este año entre un 6% y un 15% y la potencia de la crisis será similar a la que se experimentó en el peor año que atravesó este sector, 2012.

La demanda de profesionales relacionados con el mercado inmobiliario ha descendido un 77%, aminorando en gran escala las ofertas publicadas de asesores, comerciales, agentes inmobiliarios y secretarios comerciales.

Hostelería

El sector hostelero está formado en la actualidad por más de 300.000 empresas. El 70% de estas pertenecen a autónomos o a negocios que cuentan con menos de 3 empleados. Además, es un sector que trabaja con porcentajes de beneficios mínimos, un 6%, una cifra que está por debajo de la media de otros sectores nacionales, 16%. Esto no indica otra cosa que su vulnerabilidad ante cualquier crisis económica que pueda emerger en el país.

Debido a la pandemia del COVID-19, las predicciones generales hacia este sector no pueden ser más desalentadoras. El futuro de la restauración y hostelería del país se ha visto fuertemente afectado por la crisis del coronavirus, que ha generado un agravio económico de grandes dimensiones que compromete sustancialmente a los negocios pertenecientes a este gremio.

A causa de este contexto empresarial y el estado del sector turístico, las ofertas publicadas por los negocios dedicados a la hostelería se han reducido un 72% respecto a los dos años anteriores en este mes de julio.

La reducción de ofertas publicadas ha damnificado principalmente a los camareros, jefes de barra, office, fregaplatos y personal de cocina.

Construcción

El gremio de la construcción, de acuerdo a los datos obtenidos, ha sufrido ingentes pérdidas económicas a causa del parón laboral que experimentó por la crisis del coronavirus. Aunque dicho parón duró apenas 10 días, desde el 30 de marzo al 9 de abril, una vez retomada la actividad laboral, se recortó la producción en un 20% y a finales de abril se redujo otro 10%.

Los perjuicios laborales del sector predichos para el 2020, indican que la construcción perderá 67.000 puestos de trabajo a causa de la pandemia y las pérdidas globales del sector rondarán los 8.800 millones de euros.

De acuerdo a esta situación, la demanda de trabajadores en la construcción ha descendido un 65% en relación al mismo periodo en los dos años anteriores. Las ciudades más damnificadas por esta situación han sido Madrid, Barcelona, Málaga y Alicante por ser las que más actividad constructora tienen del país.

La disminución de ofertas publicadas perjudica especialmente a los oficiales de construcción, peones, albañiles, técnicos y comerciales.

Administración

Una de las medidas de prevención contra el coronavirus que el Gobierno impuso a mediados de marzo, fue que tanto empresas como empleados trabajaran en remoto. De esta forma se previno el contagio entre los trabajadores y el cese de la actividad laboral de los mismos.

El trabajo en remoto ha favorecido en gran medida a las empresas y trabajadores con el ahorro económico, temporal y la conciliación familiar como principales beneficios.

Con esta alternativa laboral, los trabajadores no sólo han ganado en calidad de vida sino que además han experimentado un aumento en su rendimiento laboral. Esto ha provocado que en el mismo tiempo de jornada laboral se incremente la productividad un 37%, por lo que la contratación de nuevos trabajadores disminuye de forma proporcional.

La demanda de estos profesionales ha descendido un 62% creando un perjuicio laboral hacia los administrativos, recepcionistas, secretarios, contables, asistentes y teleoperadores.

Automoción

La automoción en nuestro país representa el 15% del PIB, proporciona empleo a 700.000 personas de forma directa y a 2 millones de trabajadores indirectos.

Cuando llegó el COVID-19 a nuestro país a principios de año, este sector, que estaba ya perjudicado por las nuevas políticas ecológicas sobre el diesel y la contaminación, tocó fondo y debido al confinamiento quedó suspendido. Las naves de fabricación tuvieron ERTEs y la previsión para este año es que algunas de ellas acaben haciendo un ERE.

En base a este panorama, las ofertas publicadas de este gremio se han reducido en un 56%, dejando fuera del mercado laboral a mecánicos, responsables de ventas, comerciales y responsables de chapa, pintura y tapicería de vehículos.

10 elementos clave para que los bancos mejoren la gestión de riesgo actual

La actual situación provocada por el Covid-19, ha traído consigo que cosas que funcionaban hasta la fecha ahora no sean válidas. Esto mismo ha ocurrido con la gestión de riesgo que venían utilizando los bancos, una gestión que ha quedado desfasada y que necesita ser revisada. Antes este escenario, desde AIS Group han elaborado un listado de medidas que bancos y fintechs deberían tener en cuenta.

Disponer de información lo más actualizada posible de la situación financiera de las empresas

Habitualmente, los créditos se conceden dependiendo de cierta información que se revisa una vez al año. En esta situación, se puede producir un importante desfase entre los datos del balance y los estados contables y el estado real de la empresas en estos momentos. Tener esta información en tiempo real permitirá evaluar la capacidad de pago de las compañías.

Incorporar el efecto COVID en los scorings y ratings

Es importante realizar una reestimación de los modelos de gestión de riesgo que tenga en cuenta los cambios producidos en los distintos sectores económicos y su influencia.

Utilizar técnicas machine learning

La idea es que potencien el poder predictivo de los modelos. La principal característica de estas técnicas de Inteligencia Artificial es la de incorporar gran cantidad de datos de todo tipo que afinan la capacidad predictiva de los modelos, su nivel de acierto.

Disponer de modelos paralelos de gestión de riesgo de crédito

Habría que buscar que se reestimen periódicamente de forma automática y se comparen con los modelos en funcionamiento para recomendar su necesaria actualización a la que muestren signos de debilidad.

Optimizar el seguimiento de las carteras

Desarrollar modelos de alertas tempranas para detectar posibles situaciones susceptibles de derivar en impago, antes de que éste sea realmente efectivo y dando así margen a la entidad de tratar de reconducir la situación.

Simulación de escenarios

En una situación de tanta incertidumbre es vital ser capaz de ver cómo pueden evolucionar los indicadores macroeconómicos y tomar así las decisiones óptimas. El stress testing es fundamental para decidir posibles cambios estratégicos en función de los cambios de la economía.

Dotarse de herramientas de recobro efectivas

Actualmente, la mayoría de las operaciones de crédito se enmarca dentro de las líneas avaladas por el Estado, por lo que el riesgo para bancos y fintechs es ahora mismo reducido en función de la proporción de dicho aval. Sin embargo, cuando estas líneas se agoten, deberán ser las entidades financieras las que asuman ese riesgo y, dada la situación actual, todo hace prever que habrá un incremento de las tasas de morosidad. Las entidades deben prepararse para esta contingencia. Para ello contar con software suficientemente elaborado para definir estrategias de cobranza o de renegociación.

Mejorar la experiencia de usuario en el canal digital

La digitalización de servicios financieros es un camino sin retorno y cada vez más necesaria su implementación para la competitividad cada día más clara entre las entidades financieras de todo tipo. La experiencia de usuario y el viaje del cliente lleva a comparar el tipo de servicio y eficiencia ofrecidos por distintas entidades, por lo que es un elemento fundamental.

Fraude

Los canales digitales, por otra parte, requieren de controles y seguridad informáticos reforzados y dinámicos, ya que los ataques se van adaptando a nuevas formas de protección y a huecos de seguridad informática en los respectivos programas.

Evaluar su capacidad de transaccionalidad y dotarse de los equipos técnicos necesarios para dar respuesta

Es importante ya no solo medir, sino también predecir qué volumen de transacciones tendrán las entidades para asegurarse de que serán capaces de asumir ese volumen.

En estos mercados dinámicos y cambiantes solo tendrán capacidad de subsistencia las empresas que sean lo suficientemente flexibles para adaptarse a los cambios de uso, prácticas y nuevos requerimientos de clientes y mercado.

Los clientes de ING ya pueden utilizar Bizum. Te explicamos cómo…

Muchos clientes de ING durante los últimos años se han quejado de no poder utilizar Bizum, la popular solución para el envío y recepción de dinero a través de dispositivos móviles. Por fin, Bizum está disponible para los clientes de dicho banco. Podemos decir que con esta nueva incorporación son 26 las entidades que ofrecen este servicio a sus clientes, representando una cuota de mercado de más del 96%.

La entidad naranja anunció el pasado 20 de julio que sus clientes podrían empezar a operar con Bizum “a finales de julio de 2020”. Una gran noticia para sus usuarios, que llevaban años reclamando a la entidad, especialmente por las redes sociales, que se uniese a la solución de pagos móvil española. 

Bizum ya cuenta con más de 9,6 millones de usuarios que en algo más de tres años han realizado 154 millones de transacciones, una cifra que ahora podrá aumentar considerablemente al haberse unido ING.

¿Cómo enviar dinero con Bizum?

Los clientes de ING que quieran hacer un Bizum a alguno de sus contactos deben acceder a la app del banco y, una vez se hayan identificado, hacer clic sobre la opción acceder a Bizum que encontrarán dentro del apartado de transferencias, explican los expertos del comparador de productos financieros HelpMyCash.com, que ya han probado el servicio. Una vez dentro, el sistema permite al cliente escoger entre enviar o solicitar dinero.

Si el cliente desea enviar un Bizum, el sistema le pedirá que introduzca el número de teléfono del destinatario (no hace falta conocer el IBAN del beneficiario de la transferencia, solo su número de teléfono móvil). El número se puede seleccionar directamente desde la agenda del teléfono. Además, tendrá que indicar el importe que quiere enviar (entre 0,50 y 500 euros por operación) y el concepto. Una vez introducidos todos los datos, es el momento de revisar que sean correctos y firmar la operación (ING envía un código por SMS que se debe introducir para confirmar la transacción). Si el destinatario está registrado en Bizum, el dinero se ingresará en su cuenta en apenas unos segundos.

Enviar y recibir dinero con Bizum es gratis para los clientes de ING, al igual que para los de casi todos los bancos españoles.

Más opciones en el futuro

Bizum no solo permite enviar dinero a cualquier contacto de la agenda del móvil y recibirlo al instante, sino que también permite pagar compras en comercios online y donar dinero a varias ONG. Además, Bizum ha anunciado que próximamente también permitirá comprar en comercios a pie de calle.

Sin embargo, de momento, las opciones de donar dinero a las ONG colaboradoras y de comprar online no están disponibles en ING, señalan desde HelpMyCash. La entidad ya comunicó que en un principio solo se habilitaría la opción de enviar y recibir dinero. “Seguimos trabajando para incorporar el resto de funcionalidades de la plataforma”, señaló ING el pasado 20 de julio.

Twyp, la alternativa de ING

Hasta ahora, los usuarios de ING que querían enviar y recibir dinero de sus contactos a través del móvil podían usar Twyp, la solución de pagos lanzada por el banco naranja en 2016. A diferencia de Bizum, que es un servicio accesible desde la propia app de cada banco (no se tiene que instalar una aplicación extra en el smartphone), Twyp es una app distinta que pueden usar los clientes de cualquier banco, aunque no sean titulares de una cuenta de ING.

A pesar de que Twyp ofrece una amplia variedad de servicios (pagos entre amigos, solicitar una tarjeta prepago para pagar con el móvil o por Internet y sacar dinero con el móvil en miles de comercios), sus clientes han seguido reclamando la adopción de Bizum. Ahora, ambas soluciones de pago competirán entre ellas.