Los derechos de televisión de la Liga Española siempre han sido un problema, y repasamos las principales conclusiones que quedan luego de la firma de un nuevo Decreto por parte del Gobierno en estos días.

Derechos de televisión de la Liga Española 1
Wikipedia

Nuevo Decreto por los derechos de televisión de la Liga Española

En primera instancia, por supuesto la noticia a nivel financiero tiene que ver con la firma por parte del Gobierno nacional, de un nuevo Decreto directamente relacionado con los Derechos de televisión de la Liga Española. Al respecto del mismo, tanto el Secretario de Estado para el Deporte, Miguel Cardenal, como el Presidente de la Liga de Fútbol Profesional, Javier Tebas, ha intentado explicar cómo funcionará, así que vamos a desmenuzar sus palabras.

Lo primero que se debe tener en cuenta acerca de este nuevo Decreto que intenta gestionar el reparto del dinero que proviene de los derechos de televisión de la Liga Española, es que a partir de ahora los clubes tendrán que arreglar de forma conjunta la venta de los derechos de televisión a las diferentes cadenas televisivas, una situación que se da hace tiempo en varias otras ligas importantes europeas y que era reclamada aquí.

Mayores ingresos por derechos de televisión de la Liga Española

En efecto, una de las primeras consecuencias de este nuevo acuerdo por las negociaciones en torno a los derechos de televisión de la Liga Española tendrá que ver con el evidente crecimiento que la principal competencia deportiva nacional demuestra. Así, las previsiones de los dos ejecutivos antes mencionados indican que la venta de ellos pasará de una cifra menor a los 800 millones de euros anuales, a superar sin problemas los 1000 millones de euros anuales.

Derechos de televisión de la Liga Española 2
jansolo09 – Flickr
Los más pequeños, beneficiados

En cualquier caso, todo hace indicar que una de las grandes características de este nuevo acuerdo es que al negociar todos los clubes en conjunto la venta de sus derechos de televisión de la Liga Española, si bien los grandes recibirán cantidades semejantes a las de años anteriores, los chicos se verán especialmente beneficiados, sobre todo algunos de Segunda que conseguirán percibir montos de hasta el doble de lo actual, con lo que ello significa.

Muchos de los casos anteriores que decíamos de equipos que hoy militan en la segunda categoría del fútbol español servirían claramente como ejemplo al respecto, pues si sus ingresos anuales firmados en el último contrato ascendían únicamente a dos millones y medio de euros, con el nuevo formato de reparto de los derechos de televisión de la Liga Española, tendrían la posibilidad de acceder a un mínimo de cinco millones de euros.

La clase media se sale con la suya

Un aspecto interesante a tener en cuenta además en relación al renovado sistema de reparto de los derechos de televisión de la Liga Española, tiene que ver con que es exactamente el mismo que hace tiempo venían pidiendo los clubes nacionales de “clase media”. Entre ellos podemos mencionar a los siguientes: Zaragoza, Villarreal, Sevilla, Espanyol, Athletic y Real Sociedad, todos los cuales apostaban por este concepto de las negociaciones conjuntas para favorecer a los más pequeños.

Como era de esperarse, estos conjuntos se encontraron directamente enemistados al momento de las negociaciones relacionadas con el reparto de los derechos de televisión de la Liga Española con aquellos que obtienen más ganancias de por sí. Obviamente hablamos de los casos de Real Madrid y Barcelona, que como hemos dicho antes no tienen por qué obtener menos ganancias, aunque porcentualmente podría decirse que si han perdido algún pequeño número.

Derechos de televisión de la Liga Española 3
Wikipedia

La palabra del Gobierno

Para tomar otra dimensión de este nuevo Decreto para el reparto de los Derechos de televisión de la Liga Española, también podemos considerar lo mencionado por el Ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, quien ha señalado en primera instancia que algunos de los objetivos básicos del nuevo acuerdo tienen que ver con “garantizar la viabilidad de los equipos, el equilibro de la competición y apoyar al deporte aficionado”.

Se trata también de consolidar mercados audiovisuales que tienen en España un desarrollo muy limitado, como la televisión de pago, y de mejorar los mecanismos económicos de control financiero de los clubes, ya que el conjunto de deuda que acumulan supera los 3.000 millones de euros. Los mayores acreedores son los bancos pero también Hacienda y la Seguridad Social con más de 600 millones de euros entre los dos”.

Además hay que tener en cuenta que de momento, la española era la única de las grandes ligas que no tenía una reglamentación acorde a la trascendencia de la competencia en cuestión, algo que sí sucede en Francia, Italia, Inglaterra y Alemania. A partir de ahora, Wert ha explicado que “la mitad de los ingresos se distribuirá entre todos los clubes de cada categoría a partes iguales y el resto, 50% en Primera y 30% en Segunda, en función de los resultados deportivos -las últimas 5 temporadas en Primera y la última en Segunda- y la implantación social”.

Por supuesto, se trata de un escenario muy distinto al que teníamos hasta ahora, en el cual “el 45% de los ingresos se lo repartían entre 4 equipos, e incluso el 33% es entre 2 equipos, mientras que el ratio entre el que más ingresos obtenía y el que menos era totalmente anómalo en el contexto europeo”, como sostuvo el Ministro.