Según ha destacado agencia de calificación Moody’s en uno de sus últimos informes del mercado, las recientes fusiones que se han producido en distintos sectores del basto sector financiero mundial, tendrás como resultado un rápido beneficio a las grandes compañías aseguradoras del medio, como consecuencia directa de la renegociación de los contratos de distribución de seguros a través de la banca en la mayoría de los casos.

Esto tiene que ver, directamente, con todos los avances en los varios procesos de consolidación de entidades en el sector financiero producidos en el último tiempo, muchos de los cuales seguramente desembocarán en la renegociación de los vínculos de ventas de las pólizas de seguros, un escenario en el que cobran ventaja los grandes grupos aseguradores de todo el mundo, pero principalmente de Europa y Estados Unidos.

Por otro lado, la misma compañía analista del mercado ha sostenido en este documento que, aunque en el correr de este año se mantengan los contratos de bancas y seguros vigentes, conforme se vaya produciendo el avance y la creación de bancos de mayor tamaño, serán éstos quienes comiencen a seleccionar según sus pareceres, las aseguradoras de mayor peso, con productos y servicios de mayor calado.

“Las aseguradoras de mayor tamaño con ventajas competitivas en sus redes de distribución a través de grupos bancarios más fuertes se beneficiarán previsiblemente de esta consolidación”, ha pronosticado al respecto Moody’s, según el cuál también sucederá que las aseguradoras más vulnerables tendrán tendencia a perder terreno, ante las grandes frente a los nuevos bancos.

Finalmente, y sin embargo, la firma mantiene su postura en cuanto a que serán las propias aseguradoras, las que deberán demostrar la capacidad de ofrecer soluciones diferenciadas, como coberturas de “no vida”, además de las que registren las mejoras más significativas en el futuro escenario que vaya a aparecer, en este contexto de los procedimientos de consolidación.