La Policía Judicial ha detenido a primera hora de la mañana al hijo pequeño de Jordi Pujol, Oleguer Pujol, por orden del juez Santiago Pedraz en el marco de la operación  que le investiga por el presunto uso de dinero ilícito para operaciones inmobiliarias y financieras. Esta retención se ha producido durante el registro de su domicilio, viviendas y sede de sus empresas en Madrid, en la Ciudad Condal, en Valencia y Melilla.

Fuente: eldiario.es/
Fuente: eldiario.es/

La Fiscalía Anticorrupción ha resaltado en una nota de prensa que la detención de Oleguer Pujol, se han llevado a cabo por agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía, ya que se trata de una detención policial, y no judicial, lo que significa que el hijo menor del ex presidente de la Generalitat ha sido arrestado para facilitar la ejecución de las diligencias de entrada y registro, ya que sino la permanencia en dependencias policiales resultaría desproporcionada.

En total se han practicado 7 registros en Madrid, Barcelona, Valencia y Melilla y se ha requerido la entrega de documentación en otras tres sedes sociales, se ha intervenido diferente documentación y archivos informáticos, aunque la operación, que está declarada secreta, sigue abierta.
Posteriormente, Oleguer Pujol ha quedado en libertad en calidad de imputado por supuestos delitos de blanqueo de capitales y contra la Hacienda Pública.

Entre otras cosas, hay un supuesto cobro durante casi tres décadas de comisiones ilegales por adjudicación de obras y servicios de la Generalitat y de ayuntamientos y diputaciones controlados por CiU.

En la misma operación, la Policía ha detenido a Luis Iglesias, socio de Oleguer y yerno del ex ministro de Aznar, Eduardo Zaplana, después del registro de su domicilio madrileño y de las oficinas que el entramado de Drago Capital tiene abiertas en Valencia. Iglesias también ha quedado en libertad en calidad de imputado.