Con el fin de lograr duplicar la media de gastos de sus clientes con la tarjeta Blue Joven, BBVA lanza una campaña con la que al gastar más de 200 euros con la tarjeta, el cliente recibe entradas para ir al cine.

De esta forma se crea entonces ” Blue Cine”: todos los martes en todos los cines de España.

Sin duda la campaña es buena, motiva el interés y tiene bajo coste para la empresa.

Los interesados puede registrarse en el sitio web y con un código personal, canjear sus entradas directamente en las taquillas de cualquiera de los cines asociados a la promoción.

Compartir
Artículo anteriorCaja Segovia quiere seguir creciendo.
Artículo siguienteSu coche en tres minutos.
Abogado, redactor/guionista y bloggero, escritor y lector de lo relacionado a Educación Financiera y finanzas personales, un ahorrador nato que desea compartir sus experiencias positivas a través del Internet, y al que también le gustan los videojuegos, y pasar el rato con un buen rock en español