Por lo general lo natural cuando un llega a un hotel es alquilar un cuarto, pero en este caso podemos se dueños del mismo. 

Credit Service (red de franquicias especializada en intermediación financiera) acaba de crear en conjunto con HLG Hoteles una iniciativa pionera en la inversión turística-inmobiliaria.

El anunció se realizó en el hotel Portobello de Roquetas de Mar (Almería). Allí Javier López, presidente de CreditServices presentó el proyecto expresando que “este nuevo servicio consiste en comprar una habitación de un hotel de cinco estrellas, mediante una división horizontal, a través de una hipoteca y se consigue una rentabilidad que dependerá del tiempo que el propietario pase en el alojamiento o permita su arrendamiento

Se asegura un beneficio en torno al 5% en un periodo de tres a cinco años (se puede renovar el contrato).

El presidente de HLG Hoteles se ha mostrado por demás optimista, expresando que “con este servicio ha nacido una estrella de los negocios ya que dada la crisis del sector financiero e inmobiliario, el mercado necesitaba algo bueno que analizase lo que se puede ver y no lo que está pasando”.

Pueden acceder al negocio tanto particulares como pymes o grandes inversores.

Se pretende estar presente en 10 destinos en el Mediterráneo (principalmente): Rosas, Costa Dorada, Levante; Costa del Sol, Menorca y Mallorca.

El 30& de la hipoteca debe correr a cargo del inversor, y el otro 70% restante puede ser a largo plazo.

Por ahora no todas las oficinas de CreditServices ofrecerán el servicio, pero se estima que el mismo se expanda con el paso del tiempo.

Al decir de ambas empresas, las ventajas del negocio serían: doble rentabilidad, revalorización de un bien inmueble, renta por explotación turística con un valor añadido (devolución del 16% de IVA), ventajas fiscales, inversión cómoda y segura para el comprador ya que éste adquiere una propiedad totalmente amueblada, sin tener que preocuparse de la gestión, mantenimiento, costes…

La verdad que es una iniciativa novedosa, que puede funcionar y que viene a sacudir el tan castigado sector inmobiliario.