En las próximas semanas, el Congreso de los Diputados se encargará de investigar cómo vende la banca seguros, hipotecas y otros productos financieros a los ciudadanos españoles. Esto, una vez que la Comisión de Economía del Congreso ha aprobado, increíblemente de forma unánime, crear una subcomisión parlamentaria, a fin de “mejorar la transparencia en la información de los productos financieros e hipotecarios que ofrecen las entidades de crédito”.

Al respecto, quien se ha referido a la situación es ni más ni menos que la flamante presidenta de la Comisión, Elvira Rodríguez, quien sostuvo ante la prensa que “se va a evaluar a fondo cómo se comercializan estos productos en España. Vamos a pedir que en el sector y los colegios profesionales aceptados expliquen si están dando la información suficiente a los ciudadanos cuando firman cláusulas hipotecarias o cuando compran participaciones preferentes”.

Al mismo tiempo, la portavoz del PSOE y ex ministra, Cristina Narbona, ha considerado la necesidad de responder a las crecientes quejas de miles de ciudadanos que han sido víctimas de la letra pequeña de los contratos de los distintos productos financieros, algo que ha propiciado la aparición de controles más estrictos en los últimos meses, pero que aún hoy no representan una solución definitiva a los evidentes problemas del sector.

En este sentido, el diputado de CiU, Josep Sanchez Llibre, ha propuesto que se extienda el estudio al abanico más amplio posible de productos que ofrece la banca; algo que se posiciona en consonancia con el hecho de que la Comisión de Economía también ha aprobado por unanimidad la propuesta de creación de otra subcomisión que siga el proceso de reestructuración del sector bancario, un órgano que ya existía en la pasada legislatura.

De esta forma, deberemos esperar a ver si en los próximos meses se encuentra algún desperfecto en las formas en las que los bancos venden los seguros al público, bajo sospechas no probadas hace mucho tiempo.