fiesta empresa

Si trabajas en una empresa, y más aún si eres el jefe, sabes perfectamente que no todo está relacionado con el trabajo, y que una de las mejores formas que tienes de mejorar las relaciones entre empleados, se encuentra directamente relacionada con los momentos de ocio, y que por ello, la realización de fiestas se vuelve fundamental en estos casos.

Es muy común en muchas empresas que uno de sus empleados sea el encargado de llevar adelante la organización de la fiesta, y si es tu caso, puedes comenzar pidiendo consejos a los demás involucrados de la misma, ya que cuanta más gente vea sus opinión es escuchadas, más probabilidades habrá de que vayan y que la misma se convierta en un éxito, a sabiendas siempre del dinero con el que disponemos.

Otro punto importante, si es que aún no se ha estimado la fecha en la que se llevará a cabo la fiesta, es consultar a todos los invitados acerca de cuál es su mejor momento. Lo normal en estos casos es que se apueste por la víspera de días no laborales o feriados, además de considerar las situaciones de los altos mandos de la compañía, que se sentirán halagados si tienes en cuenta sus inconvenientes y conveniencias.

De hecho, la comunicación es igualmente importante en estos casos para que la fiesta llegue a ser considerada un éxito, ya que debemos tener en cuenta que es realmente importante que todos se enteren perfectamente del día, horario y lugar en el que la misma se llevará a cabo. Para ello, puedes utilizar el correo electrónico o también la creación de eventos por Facebook, muy común en estos tiempos.

Una vez en la fiesta, la música es uno de los elementos más importantes, y con respecto a ella, tienes que pensar que conviene que la misma sea lo más variada posible. Si la sala no cuenta con su propio DJ, es importante que selecciones una buena lista; y por lo demás, una barra libre de bebida, aunque sea más costosa, es una idea que todo el mundo verá con buenos ojos.