Fuente: eldiario.es/

Tras lo que parecía ser una jornada de pánico en los mercados europeos, con caídas durante toda la mañana superiores a las de ayer, finalmente las bolsas europeas han logrado ponerle freno a tal desplome, incluso algunas como el Dax alemán han llegado a cerrar en positivo.

Fuente: eldiario.es/
Fuente: eldiario.es/

Además, el miedo también se trasladó al mercado de deuda donde la prima de riesgo llegó a situarse por encima de los 160 puntos y la rentabilidad del bono alcanzó el 2,4%. Finalmente, la prima descendió y logro cerrar en niveles de agosto, sobre los 140 puntos básicos.

Este freno de las caídas, fueron en paralelo a la apertura en positivo de Wall Street, por la publicación en Estados Unidos de unos datos positivos de paro semanal (situado en mínimos de hace 14 años) y producción industrial (por ejemplo, Goldman Sachs el 50% en el tercer trimestre).

El Ibex 35 mitigó la caída al 1,72% tras haberse dejado más de un 4,1% durante las primeras horas de la jornada. Finalmente cerró en los 9.669,7 puntos, niveles de diciembre de 2013, tranquilizando de este modo a los inversores. El índice cotizó entre los 9.370 y los 9.942 puntos, mientras los inversores movieron 5.854 millones en todo el parqué.

Concretamente, dentro de los 35 FCC fue el valor que marcó las caídas más pronunciadas con un 4,93%. En el extremo contrario encontramos a la compañís Abengoa que subió un 6,07%, y a IAG sumó el 4,75%.

Entre los grandes valores, Telefónica se dejó un 3,18%; Iberdrola (-1,91%); Santander (-1,87%); BBVA (1,73%); Repsol (-1,69%); e Inditex (-0,87%).

Hay que mencionar que esta sesión tiene importancia, ya que los selectivos se aproximan a los valores del cierre semanal. Mañana veremos si realmente hay un rebote duradero, en contraprestación a las caídas de ayer y principio de la mañana de hoy, o si por el contrario, la situación sigue siendo a la baja por el pánico de los inversores de una tercera recesión.