Mientras Inditex no logra tomar posiciones en el selectivo español, el clima benevolente en el norte de Europa beneficia (y como) a su principal competidor, la sueca H&M, que se coloca a la cabeza de las principales bolsas europeas gracias a unos beneficios que, a contracorriente de las previsiones, han disfrutado de un aumento del 25% en el mes de mayo pasado. Un imprevisto repunte que llega tras caídas en marzo y abril.

Los beneficios de H&M suman ya un incremento anual del 14%, por más de 420 millones de euros, muy por encima de las previsiones de los analistas. Su volumen de negocios ha aumentado también de manera espectacular en un 62,9%.

Lejos, muy lejos, está el grupo textil español, Inditex, que repunta en un tímido 0,7%, logrando destacar en un Ibex claramente bajista.

Las acciones de H&M se han revalorizado en más de un 8%, protagonizando una de las escaladas más impresionantes del año en las bolsas europeas.

Un valor a seguir mucha atención, con más de sesenta años en el mercado, con presencia en más de 29 países y una plantillas de 68.000 trabajadores.

Al menos hasta que el clima acompañe…