El Santander tendrá que hacer frente a más de 400 millones de euros que están pendientes de reclamar aún por los afectados por la cláusula suelo del Banco Popular. El banco que preside Ana Botín acaba de anunciar que adquirirá al Popular, al borde de la quiebra, por lo tanto será ésta la entidad que afronte el pago del dinero cobrado de más a los usuarios por esta cláusula abusiva, según reclamador.es. La compañía online líder en reclamaciones en España destaca que el Banco Santander tendrá que asumir este coste, a pesar de no tener en cartera hipotecas propias con estas cláusulas, pues nunca las comercializó.

Sede del Banco de España en Madrid.
Sede del Banco de España en Madrid.

Hasta la fecha, el Banco Popular ha recibido unas 65.000 reclamaciones por parte de sus clientes por la comercialización de las cláusula suelo, según lo confirmó recientemente en declaraciones a los medios el consejero delegado de Banco Popular, Ignacio Sánchez-Asiaín. Esta cifra supone algo más de la mitad de los 120.000 clientes del Popular con una hipoteca cuyo tipo de interés está limitado por una cláusula suelo, estimación facilitada por el propio Popular.

Teniendo en cuenta que la media que pueden recuperar los afectados es de 8.000 euros, según las estimaciones de reclamador.es, y que están pendientes unas 55.000 reclamaciones, la cifra resultante que debería devolver el Santander sería de 440 millones de euros si todos estos afectados ejercieran su derecho a reclamar la devolución de lo pagado de más, tal y como los tribunales están amparando. Cabe recordar que el Popular ya provisionó 534 millones de euros para cubrir la devolución de las cláusulas suelo.

5 millones de euros a los clientes de reclamador.es

El pasado marzo, reclamador.es elaboró un ránking con las 10 entidades bancarias más reclamadas en la compañía online, tabla que lideró precisamente el Popular. Así, reclamador.es calcula que la entidad financiera tiene que devolver por el momento más de 5 millones de euros a sus clientes.

¿A quién reclamar?

Actualmente, el Banco Popular sigue derivando a su propio centro de reclamaciones las referentes a la cláusula suelo, por lo que los afectados que quieran reclamar deben presentarse a este servicio y no al del Santander.

Los usuarios que estén iniciando los procedimientos jurídicos por este tema seguirán con sus demandas y el Santander asumirá las obligaciones del Popular cuando haya resolución del caso en cuestión.

Por último, Pablo Rabanal, fundador y CEO de reclamador.es, aconseja a los afectados: “poner el caso en manos de profesionales que velen por sus derechos de la mejor manera, que no soliciten adelantar dinero para iniciar los trámites y que trabajen a éxito. En ese sentido un servicio online hace que el proceso sea más ágil y fácil ya que la comunicación se realiza a través de Internet y nosotros nos encargamos de las gestiones en los juzgados con nuestra red de abogados y procuradores.”