ahorrar seguros del coche

Todo el mundo busca en un seguro para el coche algo que cubra lo máximo posible pero que tenga el menor precio posible. Esto nos lleva cada año a recorrernos las distintas aseguradoras en busca del precio más bajo para contratar nuestro seguro obligatorio.

A la hora de contratar uno de estos seguros, son muchos los factores que influyen en él, pero en algunos de ellos, podemos echar alguna pequeña “mentira” que haga que nuestro seguro baje su precio, aunque estas mentiras a la larga puede hacer que en caso de que nos pillen, la aseguradora se lave las manos y nos deje tirado por incumplimiento de contrato. Veamos algunas de estas pequeñas mentiras que se pueden utilizar a la hora de reducir el precio del seguro.

  • Si dice que su coche duerme en garaje aunque no sea cierto, logrará reducir el precio de la póliza en un 5%. Las compañías aseguradoras no tienen forma de demostrar que no es así, y si le pilla, en caso de robo le dejará de indemnizarle el tanto por ciento que debería haber pagado de más.
  • También puede mentir indicando que está casado, ya que en estos casos, el precio se puede reducir en un 5% y las aseguradoras no tienen forma de verificar si esto es cierto.
  • Los extras son otro apartado de donde puede rascar, pero se puede convertir en un arma de doble filo. Si no los declaras, el precio del seguro se reducirá, pero en caso de accidente, la aseguradora no se hará responsable de los extras no declarados a la hora de oficializar el seguro.
  • También puede mentir indicando los kilómetros que realiza al año. Esto le puede suponer un ahorro de hasta un 3%. Esto tiene un problema. Puedes declarar que haces menos de 10.000 km al año, pero si sufres un accidente en el segundo año y la compañía ve que has hecho más de 50.000 km, a la hora de indemnizarte te restarán el tanto por ciento que no les has pagado.

A pesar de estos pequeños trucos para ahorra, nuestro consejo es que siempre digáis la verdad para no tener sustos en caso de tener que dar algún tipo de parte.