La compañía aseguradora Generali ha presentado en las últimas horas los resultados del ejercicio 2011, período en el que cerró una caída del 10,05% en lo que respecta su beneficio neto total, el cual se situó en alrededor de 173,7 millones de euros. Pero, sin embargo, el resultado operativo, de 256 millones, mostró un alza del 13,9% en comparación a 2010.

En este sentido, los principales ejecutivos de la empresa han destacado que mucho ha tenido que ver la “estrategia de consolidación del grupo basada en una gestión técnica centrada en la rentabilidad y en un riguroso control de los costes de estructura”, ya que 2011 ha sido el primer año completo, en el que la firma funciona bajo el nombre de Generali dentro del mercado español, una vez integradas las marcas de “Estrella” y “Vitalicio”.

Al mismo tiempo, una de las cuestiones más interesantes del cierre de este balance ha tenido que ver con que el volumen total de primas de seguro directo del grupo en el país, considerando que se encuentra integrado por Generali España Seguros, Cajamar Vida y Cajamar Seguros Generales, y que ascendió hasta los 2.389,5 millones de euros, es decir, un 5,7% que en el período anterior.

Ya si analizamos luego estos resultados en lo que hace a negocios específicos, las primas del seguro directo de No Vida se mantuvieron estables en 1.338,4 millones. Al mismo tiempo, y por ramos, destaca que tanto Particulares, con un 0,8% de crecimiento, y Automóviles, con el 5,2%, han batido las cifras sectoriales, aunque la evolución del resto de los seguros fue negativa en un 5,1%.

Esto fue justificado en parte por Generali debido “sobre todo, a la influencia de los riesgos industriales, segmento que sufre de modo destacado la incidencia de la adversa situación económica”, ya que de hecho, el ratio combinado neto ha mejorado en 3,3 puntos, hasta situarse en el 94,8%.