Software pirateado hace temblar a Goldman Sachs

La calificadora de riesgo y grupo inversor norteamericana Goldman Sachs tendrá que mirar más de cerca para encontrar la termografía bursátil o, por lo menos, para evitar convertirse en epicentro de nuevos batacazos. Y es que, a pesar de los desmentidos, su abrupta salida en bolsa de la semana pasada tendría como razón la mano negra de un inquieto empleado ruso.

Sergey Aleynikov, residente de Nueve Jersy y ex empleado de la firma, bajó, copió y subió a un servidor alemán el programa de trading de Goldman Sachs. Este programa informa sobre las cotizaciones, compras y ventas de acciones en la Bolsa de Nueva York, y su mera posición significaba que Sergey podía adelantarse con tranquilidad y adquirir y vender ventajosamente.

sergey

Aleyniky trabajó hasta 2007 como informático en la Goldman Sachs, y renunció para trabajar en una compañía de trading. Aunque no hay pruebas de que usase el programa de trading en su beneficio ni en el de terceros, fue arrestado y puesto en libertad posteriormente, tras pagar una fianza.

La gran dañada es aquí es la confianza de los clientes de Goldman, que comprueban (una vez más) la facilidad con la que se puede acceder a los grandes secretos de la Bolsa. La salida en Bolsa del grupo sería un disimulado control de daños para capitalizar antes de que el escándalo cunda.

Fuente | El Mundo

Ir arriba