Sube el número de inmigrantes españoles

La crisis económica nos muestra una realidad muy amarga. Muchos españoles abandonan nuestro país en busca de un futuro mejor y más próspero. Esta decisión, en muchos casos, es obligada por las circunstancias. Es decir, ante la imposibilidad de poder encontrar un trabajo aquí, no queda más remedio que buscar alternativas. De esta forma el talento se va fuera y las ideas también. Con la crisis económica crece el número de españoles que se marchan fuera, porello, 40000 personas ya han dado este paso.

En medio de la crisis económica existe el miedo de no poder encontrar alternativas y soluciones. De hecho, existen desempleados que llevan más de dos años buscando un empelo sin haber tenido suerte. Hay un punto en el que se roza la desesperación.

Muchos jóvenes aprovechan los años de carrera para poder realizar prácticas en el extranjero. Del mismo modo, hay personas que se animan a realizar el doctorado en otro país.  

El drama de tener que buscar trabajo en el extranjero es agónico para todos aquellos que se sienten muy vinculados a su tierra y a su familia.  Merece la pena aprender a disfrutar del momento presente sin pensar tanto en qué pasará después. De lo contrario, crece el drama del dolor y de la decepción a nivel laboral.

Imagen: La guía 2000

Más información: El Momento