El ICO: mucho ruido y pocas nueces


La Gran Solución para atender las necesidades de financiación de empresas y autónomos,
ante el cierre del grifo bancario y el endurecimiento de los requisitos para lograr financiación, la línea de créditos directos del Instituto de Crédito Oficia (ICO), que había creado grandes expectativas, pues suponía, con la participación de la pomposa figura del facilitador de crédito, una segunda oportunidad para aquellas solicitudes de crédito rechazadas por las instituciones financieras, ha quedado en poco más que una esperanza. Y es que, a decir verdad, el ICO muestra más buenas intenciones que la banca tradicional, pero a la hora de las definiciones teme, tanto o más que ella, a la morosidad.

ICO más duro que los bancos

El ICO ha rechazado en un mayor porcentaje que la banca las solicitudes de crédito que se han puesto en sus manos tras la apertura de crédito hasta por 600.00 euros para Pymes y autónomos: un 70% de los expedientes se queda en el rechazo. No sólo eso: los requisitos que el ICO solicita para conceder un crédito son tanto o más arduos que los que pide la banca.

Las noticias sobre este porcentaje de rechazos llegan con las declaraciones de los responsables del Banco de España ante el nivel de endeudamiento de ICO, que ya rebasa el 38% de sus depósitos. Para el Banco de España, aceptar más endeudamiento oficial es una amenaza directa a la recuperación económica.

De manera que pymes y autónomos, de nuevo escucharon mucho ruido…

Sobre el autor

Scroll al inicio