Luego de haber incursionado en el sector de los seguros automovilísticos hace algún tiempo, el buscador más utilizado de Internet regresa al negocio, en este caso con el objetivo de proveer a los clientes de un comparador de seguros de automóviles, con el fin de ayudar a sus usuarios a encontrar el precio más conveniente entre la oferta de unas 120 aseguradoras, que si bien está disponible únicamente en el Reino Unido por ahora, llegará al resto del mundo en breve.

De hecho, se espera que el servicio vaya creciendo “exponencialmente, como primera prueba de cara a su futura extrapolación al resto de mercados”, según explican los desarrolladores del buscador, que entre sus elementos distintivos, se encarga de manifestar que no cuenta con los elementos propios de otros comparadores, como por ejemplo el permitirnos acceder al máximo especificado de forma automática, entre otros.

Otro aspecto interesante de este buscador de Google para seguros de automóviles solamente, es que tiene como característica el no compartir la información recabada con terceros, algo que también se comprometen a no hacer las mismas aseguradoras. De hecho, el buscador se encargará de monitorear a las firmas para prevenir que no ofrezcan un precio distinto cuando se acceda a ella fuera del buscador, para mantenerse siempre actualizado.

Por otro lado, se ha confirmado también desde Google que este novedoso sistema impulsará la implementación de un denominado “código de conducta”, mediante el cual se procederá a la expulsión del comparador a quienes lo incumplan de forma reincidente, para evitar los casos en los que se moleste al sistema, y de esa forma se perjudiquen las maniobras de los usuarios que realmente quieren sacar provecho.

“Queremos ayudar a los usuarios a encontrar el mejor seguro de coche en las condiciones más justas y honestas posibles pero, sobre todo, respetando su privacidad”, ha explicado en este mismo sentido, a la prensa, John Paleomylites, el director de este nuevo negocio de Google que podría estar llegando a España en los próximos dos meses.