19667510hp6.jpgHa quedado atrás ese momento en la historia en que vender y comprar una casa era un negocios para las tres partes involucradas: el nuevo dueño, el vendedor y el sistema bancario. El recrudecimiento de la crisis crediticia, la subida del euribor impulsado por la inflación y los tipos de interés han encarecido el valor de las hipotecas…

No: comprar una casa ya no es lo que era. Sobre todo en España.

Según un estudio de la Federación Hipotecaria Europea, las hipotecas españolas cada vez son más caras.

Con una tasa anual que ha ido del 5,67 al 5,76% en menos de un año, se han ubicado en los primeros lugares del ranking de las hipotecas más caras de la UE, sólo superada por Inglaterra, Polonia, Hungria  y los países del Este (Eslovenia y Estonia) y por menos de un punto porcentual:  6,50%.

En el otro extremo se encuentran Francia, Grecia, Suecia, Bélgica, Alemania, Irlanda, Italia y Lituania, países en los intereses sobre una hipoteca llegan a menos del 5%.

La banca española concede la razón a este informe, y ha iniciado una política en masa de no conceder más hipotecas por encima del 60% del valor de la vivienda.

Crédito caro, hipotecas escasas, sobreprecios. Seguimos apagando el fuego con gasolina.

Fuente | Crédito y Préstamo

También te puede interesar:
Economía: alarmas encendidas