Los comercios al por menor vendieron un 0,9% menos en agosto en comparación con el mismo mes de 2013, con lo que el sector minorista suma dos meses de caídas, según el recorte del 0,2% experimentado en julio, se encadenan dos meses consecutivos de descenso, según los datos provisionales que publica hoy lunes el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Fuente: es.globedia.com/
Fuente: es.globedia.com/

Galicia y Aragón, con las comunidades autónomas que registran los mayores descensos, con un -3,8% y -3,5% respectivamente.
Por el contrario, hay comunidades que van en contra de esta tendencia y han aumentado sus ventas, como son Canarias (3,7%), Cantabria (1,4%), Comunidad Valenciana (0,8%) y Extremadura (0,3%).

No obstante, en comparación con el mes de julio, las ventas aumentaron un 2,8%, siendo esta tasa dos puntos y ocho décimas superior a la del mes anterior, es decir el mayor repunte en cualquier mes de los dos últimos años.
Eliminados los efectos estacionales y de calendario, realmente la facturación del comercio minorista ha sido positiva ya que la tasa presenta en agosto una variación del 0,4% en agosto, respecto al descenso del 0,2% registrado el pasado mes de julio, es decir, la tasa es seis décimas superior a la registrada en julio.

Por otra parte, según los modos de distribución, se registraron descensos interanuales de la facturación en las grandes cadenas de un -1%, y en las empresas unilocalizadas de un -3,3%. Sin embargo, se registraron incrementos en las pequeñas cadenas con un 2% positivo y grandes superficies en un +0,2%.

Por su parte, el empleo en el sector del comercio minorista aumentó un 0,4% en agosto en relación al mismo mes de 2013, registrando así su tercer repunte interanual consecutivo tras 32 meses de descensos. Las grandes superficies elevaron su ocupación un 1%, las empresas unilocalizadas un 0,8% y las grandes cadenas un 0,1%.

También te puede interesar:
Ahorro, Inversión y el diccionario de María Moliner

Seguiremos al tanto de la evolución de las ventas del comercio minorista, ya que aunque el dato sea negativo, podemos observar una leve mejoría, respecto al año anterior.