Pago del Impuesto de Sociedades

agencia tributaria121

Ya sabes que, mensualmente, si eres empresario, tienes una serie de gastos y de asuntos que tratar de cara a la empresa y a los trabajadores si los tienes. Esto es importante para así llevar la empresa en el mejor estado de salud, tanto de cara a la economía como de cara a la financiación, trámites de cualquier tipo etc.

Por eso, uno de los puntos a tratar en el mes de diciembre es el del pago a cuenta del Impuesto de Sociedad, un impuesto que ha de pagarse mediante domiciliación bancaria.

El plazo concluye hoy mismo (así que si no lo has hecho ya vas con la hora justa) y el plazo para el pago finalizará el próximo 20 de diciembre. Normalmente estos pagos los solemos poner en los bancos para que sean ellos los que paguen pero si no lo has hecho, para calcularlo, has de tener en cuenta la cuota íntegra del último periodo impositivo quitándome las deducciones, bonificaciones, retenciones e ingresos a cuenta.

Una vez hecho se le aplica un porcentaje (el 18%) y se paga.

Todavía estás a tiempo de hacerlo si aún no lo has hecho porque tienes toda la mañana (yendo físicamente a la Agencia Tributaria) o, bien por internet, si tienes medios para poder llevarlo a cabo.

El no pago de este Impuesto supondrá una sanción. En primera instancia no es muy elevada y quizás tenga rebaja si se paga en un plazo límite pero conforme más la dejemos mayor será la sanción que nos impongan.

Por eso, pagos importantes y, sobre todo, que se dan fijos en el periodo del año, han de preverse con antelación para que no nos olvidemos de ellos (incluso apuntándolo varias veces en la agenda).

De todas formas, si te acuerdas un día o dos después y vas al banco, a menudo te dejan solicitarlo y pagarlo y si después te reclaman algo con presentar que lo pagaste, aunque fuera de tiempo, puede ayudar a que no te reclamen nada.

Ir arriba