Según los datos del Ministerio de Economía y Competitividad, la inversión bruta andaluza en el extranjero ha descendido el conjunto del pasado año un 21,36% en relación con el año anterior, hasta sumar 538,8 millones de euros, lo que manifiesta un claro descenso en el sector, que ya auguraban los especialistas del mismo.

Al respecto, los expertos en la materia han explicado que la mayor parte de esos 538,8 millones de euros de inversión bruta andaluza en el exterior se localizaron en el sector de la ingeniería civil, donde se invirtieron con 446,8 millones de euros; seguida esta actividad por los servicios técnicos de arquitectura e ingeniería, con 77,2 millones.

Luego, siguiendo con este resumen según segmentos de la industria, le siguen el comercio al por mayor e intermedio excepto vehículos a motor, con 5,1 millones de euros; el comercio al por menor, excepto de vehículos a motor, con 4,1 millones de euros; la silvicultura y explotación forestal, con 1,3 millones de euros; o el suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire, con 1,2 millones de euros.

También interesante es realizar el análisis en consideración de los países de destino a los que han llegado estas inversiones, siendo que la mayor parte de los mismos tuvieron ubicación en Brasil, donde en el conjunto de 2011 se invirtieron 451,8 millones de euros, muy por encima de Estados Unidos, donde se invirtieron 73,8 millones; y Luxemburgo, donde se invirtieron 4,9 millones de euros; y en Argentina, 1,3 millones de euros en 2011.

Por otro lado, sobre la inversión extranjera directa en Andalucía, los números son aún más graves, ya que el registro estima un descenso del orden del 61,68 % en comparación con 2010 hasta los 469,5 millones, cuando en 2010 se registraron inversiones por 1.225,3 millones de euros. En este sentido, la mayor parte de esos 469,5 millones se localizaron en el sector de construcción de edificios, con 145,5 millones; mientras que las actividades deportivas, recreativas y entretenimiento, sumaron 28,8 millones.